Males de los tiempos modernos

Esta semana ha sido una semana bastante dificil y complicada donde mantener el norte en la selva urbana ha sido bastante complicada.

Si vivir y trabajar en una grande urbe, ya es de si complicado, cuando ademas se le añade un cocktail de vários niños, varias actividades extra curriculares de los niños e un pico simultaneo de trabajo para los dos progenitores y se forma el caos mas absoluto en la vida de uno, que inevitablemente lleva a un estado latente de cansacio-falta de sueño-agotamiento que hace con que uno se arrastre como un caracol hacie el fin de semana, intentand sobrevivir como pueda a las pocas horas que puedan restar para empezar el fin de semana.

El problema es el periodo en que estamos en España, el mes de mayo, y que tracionalmente hablando es el mes de las comuniones, y que mas tarde o mas temprado tendria que entrar de nuevo en la vida de un hombre moderno ( apesar de que teoricamente hay cada vez menos niños), y que entra este fin de semana, por lo que las posibilidades de descanso, van a ser muy, pero muy reducidas. Por lo que anteveo, que la semana entrante podrá venir a ser bastante mas complicada que la actual.

Cuando llegamos al siglo 20,  se han iniciado muchos progresos que nos han llevado como seres humanos a entrar en una grande autovia de la vida, donde uno no puede circular a menos de 90Km/h, pero donde todos van a bastante mas de 120, lo que hace, que se viva en una acceleración constante de los ritmos de vivencia tremendo. 

Ir por una ciudad moderna a baja velocidad, sea de coche o caminando, es interepretado como un ataque directo a las otras personas y castigado con mirares de desaprobación (en el mejor de los casos) o sonoros pitos, seguido de adelantamiento y mirada feroz. No hay tiempo para parar, no hay tiempo para reflexionar, no hay tiempo para mirar la belleza y la sencillez de las cosas. 

Todo es un constante correr, para preparar los niños, para llevarlos al colegio, para llegar al trabajo, para hacer el trabajo, para volver a buscar los niños y regresar a casa, para hacer las compras, para acostar los niños, etc… creo que cuando uno se va a la cama, todavia están las piernas con un movimiento inconsciente de correr y seguir moviendose.

Donde vamos en las grandes urbes.  Que nos dá de valor añadido vivir en una urbe moderna a vivir en un pueblo? Porque nos quedamos? Porque somos tan reaccios al cambio y al status quo?

 

road-runner

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: